Como hallar satisfacción en tu trabajo

Satisfacción laboral. Búscala y encuéntrala

Independientemente de cuál sea tu profesión es imprescindible que sientas satisfacción por lo que haces.

La satisfacción es una actitud mental, según Napoleón Hill en su libro» La actitud mental positiva», y sobre la actitud mental es precisamente en donde podemos ejercer un control completo. Nosotros podemos decidir encontrar satisfacción por nuestro trabajo y descubrir el medio de conseguirlo.

Es muy posible que trabajemos en algo que nos haga felices, en algo para lo cual tenemos una aptitud natural, pero puede ocurrir también que sea todo lo contrario y que no nos guste nuestro trabajo, por lo que sentimos frustración mental y emocional. Podemos neutralizar esos conflictos y frustraciones si adoptamos una actitud mental positiva.

Una forma que los puede ayudar sería seguir estos puntos:

  1. Podemos utilizar la automotivación
  2. Fijar un objetivo e identificar las cosas que te ayudarán a lograrlo, el objetivo debe ser lo más alto posible.
  3. Aprender lo que sea necesario para lograrlo

Pero deben tener en cuenta lo más importante: aplicarlo

Cada mañana levántate y repite: me siento feliz, me encuentro maravillosamente, amo mi trabajo, me siento sano, gracias, gracias, gracias. Esto es muy importante, agradecer.

Si te dedicas a las ventas es importante que aprendas nuevas técnicas, y descubras en que puedes mejorar para aumentar tus ingresos, cuando logres hacerlo te sentirás muy satisfecho. Si estudias bien tu trabajo, si comprendes las normas del mismo, y aprendes nuevas técnicas que te ayuden, el resultado será maravilloso.

Fija nuevos objetivos y busca la manera de lograrlos, todo lo que te propongas lo puedes lograr si logras una actitud mental adecuada, una actitud positiva y logras mantenerla mediante la automotivación.

Genera hábitos que te ayuden a lograr tus objetivos.

Por ejemplo, si quiero calificar a un premio en mi companía, debo conseguir 50 clientes nuevos por semana. Elije una herramienta a utilizar y ponte en acción, pero con los números claros en tu mente. Sabes que si hablas con 10 personas 1 o 2 te compren, así  que debes hablar con 500 para lograr tu objetivo, o tal vez aprender alguna técnica que te ayude a ser más efectivo en menos tiempo.

Trabaja siempre con objetivos , a medida que los vas logrando te pones nuevos. Es una forma de mantenerte motivado al lograr buenos resultados.

La actitud mental marca la diferencia. Por consiguiente es lo que te estimula a trabajar y a sentirte satisfecho con tu trabajo.

Mira a tu alrededor, observa cuál es la diferencia entre las personas que disfrutan de su trabajo y las que no. ¿ Cuál es la diferencia entre ambas? Las personas felices y satisfechas controlan su actitud mental, examinan con actitud positiva su situación, buscan lo bueno y, cuando hay algo que no es tan bueno, se analizan a sí mismos para ver si pueden mejorarlo. Tratan de aprender más cosas acerca de su trabajo para poder ser más eficientes, y lograr mejores resultados.

En cambio, los que no son felices tienen una actitud mental negativa. Buscan todo tipo de motivos para quejarse, como por ejemplo: muchas horas de trabajo, trabajamos solo para pagar impuestos, las vacaciones son muy cortas, cualquier cosa les sirve para quejarse. Son personas desdichadas, en el trabajo y en general también en  su vida personal, la actitud mental negativa los domina por completo.

Y ello es cierto independientemente del trabajo que realicen. Si quieres ser feliz y sentirte satisfecho es tu decisión, lo puedes lograr, buscando la manera de cambiar tu actitud mental, si tienes una actitud mental positiva buscarás los medios para lograr lo que buscas.

Si puedes inyectar entusiasmo y felicidad en tu día a día laboral, lograrás sentirte feliz con lo que haces. Conseguirás que tu trabajo te resulte divertido y mucho más productivo.

Uno de los secretos de la satisfacción laboral es » ver más allá de la rutina» , consiste en saber que el propio trabajo conduce a algún lugar, esto es así tanto si eres ama de casa o arquitecto o director de una empresa. Cada tarea es un escalón que te permitirá llegar a donde tu quieras.

A veces, el precio que hay que pagar en un determinado trabajo es demasiado elevado en relación al objetivo que gracias a él podrás alcanzar, en este caso te aconsejo que cambies de trabajo, ya que el grado de insatisfacción se extenderá hacia todas las áreas de tu vida. Si el trabajo merece la pena y eres tú quién se siente desmotivado o desalentado, busca un descontento inspirador.

El descontento inspirador puede llevarte a pasar del fracaso al éxito, de la pobreza a la riqueza, de la desdicha a la felicidad. Convierta la desventaja en ventaja.

Napoleón Hill afirma que toda adversidad lleva la semilla de un beneficio equivalente.

El descontento inspirador puede llevarte a alcanzar el éxito.

Albert Einstein estaba descontento porque las leyes de Newton no respondían a todas sus preguntas. Por consiguiente, siguió indagando en la naturaleza y en las matemáticas superiores hasta dar con la teoría de la relatividad, y a partir de esa teoría el mundo ha desarrollado el principio de la desintegración del átomo, ha aprendido el secreto de la transformación de la energía en materia y viceversa, y se ha atrevido a conquistar el espacio.

Por supuesto que no todos somos como Einstein, y nuestro descontento inspirador no cambiarán al mundo, pero sí pueden cambiar nuestro mundo, y nosotros podemos avanzar en la dirección que deseamos.

Recuerda que :

  • Depende de nosotros cambiar nuestra actitud mental y lograr todo lo queremos, la satisfacción es una actitud mental.
  • Tenemos el control sobre nuestra actitud. Depende de nosotros
  • Repite siempre: me siento sano, me siento feliz, me encuentro estupendamente
  • Fijar objetivos cada vez más altos
  • Ver más allá de la rutina
  • Busca inspiración

El fracaso puede ser un escalón o un obstáculo según sea su actitud positiva o negativa.

Recuerda que si te sientes insatisfecho con tu trabajos, y deseas buscar nuevas opciones , siempre hay un camino viable para ti, no te conformes con la insatisfacción, y si a pesar de los cambios no deseas seguir realizando ese trabajo, es hora de cambiar.

Tal vez puedas comenzar a plantearte emprender un nuevo sueño. No te detengas por el miedo, depende de ti, solo toma la decisión correcta según el objetivo que te has planteado.

Saludos

Lorena

 

 

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

WhatsApp chat